sábado, junio 30, 2007

LA LÍNEA DEL HORIZONTE

Señor Punch me escribe por mail (gracias):

Pillé esto buscando cosas para ilustrar en mi blog algo sobre la esencia de la narración en imágenes consecutivas. Cuando me puse a mirar con atención esta secuencia de viñetas de Tintín en el Tibet, flipé en colores. Porque esto es historieta pura: a ver, o lo veo yo mal o aquí hay una violentación brutal para conseguir un efecto.


Si atendemos a la mitad superior de estas tres viñetas, los picos de las montañas, apreciamos un efecto de panorámica, un limpio "travelling", claro y perfecto.

Pero si miramos la mitad inferior, la escena humana, el avance de Tintín y compañia... NO HAY PANORÁMICA. No la hay, el paisaje que rodea al grupo cambia, igual que el punto de vista desde el que se retrata a la expedición (más alto, más al ras...). Hasta las huellas que dejan en la nieve defienden este engaño visual.

El efecto global, sin embargo, nos transmite una idea de dura marcha, un verismo en la escena global. Sentimos el frío, y el lento avance. Pienso que esa forma de romper el naturalismo casi sin darnos cuenta, creando un juego de puntos de vista contrastados (el grupo) y al a vez unificados (la cordillera, los picos), algo, mucho, tiene que ver con lo logrado de la escena.
Y todo de un modo discretísimo, sin alardes, sin fuegos de artificio. Un maestro.

28 comentarios:

Pablo dijo...

Yo creo que si hay travelling, y por eso varían las montañas del fondo. en la primera viñeta, el punto de vista está situado a la derecha. En la viñeta central se encuentra en el centro y en la última viñeta, el punto de vista se encuentra a la izquierda. De ese modo se obtendría una panorámica como esa (más o menos, que el dibujo permite ciertas licencias)

Señor Punch dijo...

pero eso es lo que yo digo respecto al horizonte!!!. Hay panorámica en el paisaje, claro que sí, pero la rompe en el grupo expedicionario.

Anónimo dijo...

¿El del centro es Fabio Capello?

Mr. Vermut dijo...

Pues a mi como que...

tristan dijo...

Yo creo que es como dice el Sr.Punch. Hay dos recursos narrativos diferentes; el primero es el efecto panoràmico roto por las viñetas que acentúa la vastedad y amplitud del paisaje y el segundo la repetición de encuadre de el grupo expedicionario que da la sensación de monotonia. Un maravilloso ejemplo de lo grandes que eran Hergé y sus colaboradores.

Josep Busquet dijo...

Yo creo que en realidad no es un travelling, es un movimiento de camara en circulo hacia la derecha. Un travelling sería completamente horizontal.

Javier reguera dijo...

genial composicion. Individualmente cada cuadro es un momento de un giro. en conjunto una panoramica. Ese juego ese espectacular. Gracias por mostrarlo. Un saludo

Mefisto dijo...

Yo creo que lo que se busca es la sensación de inmensidad en el paisaje, de forma que aunque se cambie de punto de vista el horizonte no se mueve.
En cuanto a lo del giro, creo que es una forma de envolver dicho horizonte en los personajes dando la percepción de estar atrapados.
Estos dos efectos son los que se consiguen con ese supuesto travelling en el paisaje y el giro en los personajes.
Pero claro, como esto de las sensaciones que le dé a cada uno es tan subjetivo...

pepo dijo...

"Yo creo que lo que se busca es la sensación de inmensidad en el paisaje, de forma que aunque se cambie de punto de vista el horizonte no se mueve."

sí, a mi también me parece esto. De hecho, cuando andas por la montaña, suele ocurrir eso, que el horizonte lejano siempre parece estar en el mismo sitio y es exasperante, porque tienes la sensación de que no avanzas y de que nunca llegarás. Eres una hormiguita.

mitxo dijo...

Retomando el hilo de Toth del otro día (no sé si quedarán fuerzas para otra discusión bizantina) me acordé del que para mí es un caso palmario de excelente ilustrador y mal narrador: José Muñoz. Y extrañamente nadie lo menciona nunca. Es como el rey que está desnudo y nadie dice nada. Hay secuencias tras cuya lectura me da por mirar la cubierta a ver si por casualidad tengo el tebeo boca abajo.
Te invito a colgar una plancha controvertida de Alack Sinner un día de estos. Creo que batería récords de comentarios al ser de publicación reciente.

mitxo dijo...

"batiría", sorry

pepo dijo...

Muñoz, increíble dibujante que no narrador, y no es tampoco porque "no sepa" narrar, sino porque pasa de la narración y a partir de un momento en su carrera sólo parece querer jugar con el dibujo: la mancha,la línea y el trazo, la composición, etc.

A mí también me ha pasado eso de leerme una historieta suya tres veces (tres, literalmente) y no enterarme ni de la mitad. La historia (de Sampayo) era normal, eh? convencional, quiero decir, pasaban cosas normales, con personajes, costumbrismo (más o menos exagerado, pero costumbrismo), etc. Vamos, que no era una de Micharmut.

ELRINCONDELTARADETE dijo...

si es que digan lo que digan el comic es arte. El 9º

tristan dijo...

Compañeros. ¿Alguien sabe que pasa en Entrecomics? Sale una página muy rara.

Doctor Cataplasma dijo...

Pues sí, parece un travelling, pero no circular, o sea la cámara (el lector)se mueve con los personajes a cierta distancia y el paisaje que "pisamos" cambia según avanzamos por el. Bueno, eso también sería un travelling ¿no?

Doctor Cataplasma dijo...

Tristán, eso es que el servidor está haciendo de las suyas o que les han robado la dirección (si eso es posible).

el tio berni dijo...

Creo que volvemos a tener problemas con el servidor en Entrecomics. A ver si migramos pronto a otro, que este nos mete unos sustos que pa' qué...

Respecto a la discusión sobre estas viñetas de Hergé, sí, yo también creo que el efecto buscado es el de la imnensidad de las montañas. Aunque nos movamos desde nuestra posición de observadores de derecha a izquierda y veamos el cambio de posición de los personajes, la situación de las montañas permanece invariable debido a su tamaño.

Señor Punch dijo...

holas... bueno, yo creo que podemos ver tres líneas que demarcan horizontes, por llamarlos de algún modo: las lejanas mesetas, una zona intermedia que traza una línea cóncava, maomeno a la altura de los bocadillos, y una tercera que es la que pisan Tintín y demás. Las dos primeras las veo como una panorámica, aunque puedo verlo también como una rotación de un eje desde el que se observe la escena. Me parece más un barrido, un movimiento de izquierda a derecha sobre un eje, pero podríamos discutirlo.
Pero en la línea más baja, y en los personajes, el punto de vista cambia de un modo abrupto. Sólo fijándonos en la dirección de las huellas, yo veo que en cada viñeta, en esta zona, Hergé "enfoca" desde lugares diferentes, no se corresponden ni con un movimiento sobre un eje ni con un desplazamiento horizontal sin más: cambia todo, incluso podemos interpretar un desplazamiento de "cámara" de derecha a izquierda... mirad bien la posición de las huellas. Además ese trecer "horizonte" cercano, el que rebasan en su marcha, se dibuja desde diferentes alturas, como si esa cámara fuera dispuesta a más o menos altura según viñetas.
Pero el horizonte real, lejano, es inmutable, un giro sencillo, una unidad que se lee como un continuo.
Eso me provoca la sensación de vastedad, y de dura marcha.

Ah, y no me gusta hablar de cámaras en historieta, pero nos entendemos más rápido :P

Mr. Vermut dijo...

Bueno, creo que lo que no me acaba de convencer es la segunda fila de montañas. Al mantener inalterada la perspectiva en la segudna fila a mi juicio rompe el efecto de "por mas que avances, nunca vas a llegar" que nos da el mantenerla en la última. Ademas no ayuda mucho que el color de las rocas de la segunda fila sea casi identico al de la fila donde estan los expedicionarios, porque no evoca lejanía, si no cercanía. Creo que quedaría mejor utilizando mas profundidad atmosferica en la segunda y tercera fila de montañas. O lo que es lo mismo, haciendolas de un color mas parecido al cielo.

Mr. Vermut dijo...

No... ahora que lo veo... Es un giro de "camara". Las viñetas van de izquierda a derecha, pero la "camara" va de derecha a izquierda, con los protegonistas siempre en el centro.

Yo lo veo bastante claro, y de hecho, eso justfica la no utilizacion de la profundidad atmosferica, y que la segunda cordillera permanezca inalterada.

Estoy con el doctor cataplasma.

Por cierto, Jose Muñoz me encanta como dibujante, pero sí, no soy capaz de seguir una historia suya. Me compré hace poco el Bar de Joe y es una narracion muy abstracta.

El Juan Pérez dijo...

Exacto, Vermut, es eso.

Muriel dijo...

"Las viñetas van de izquierda a derecha, pero la "camara" va de derecha a izquierda, con los protagonistas siempre en el centro."

Si, yo tambien lo veo asi.
Es un poco enrevesado, pero es una forma curiosa de ver una panorámica en tres viñetas.

nihil dijo...

Pues yo, caballeros, voy a matizar lo dicho.

No creo que Hergé pensase precisamente en los "movimientos de la cámara", o en el rigor físico de esos supuestos "movimientos" (aunque como ya se ha dicho, parece claro que es un travelling de derecha a izquierda).

Creo que su maestría como narrador se nutre, en buena medida, del profundo conocimiento que Hergé tenía del modo en el que el cerebro "procesa" las imágenes yuxtapuestas.

En la lectura de textos no se interpreta cada letra, sino que se acaba imponiendo la memoria visual y lo que interpretamos es la forma tendente de cada palabra (eso nos permite hacer una lectura rápida de un texto con un vistazo general, por ejemplo). De este modo, cuando leemos una secuencia de imágenes, pueden sucederse varias fases de lectura.

Normalmente, la separación por viñetas logrará que la lectura de una secuencia sea interpretada como imágenes con identidad propia que uniremos imaginariamente por una elipsis. Sin embargo, este mecanismo de lectura puede ser manipulado, y si damos al cerebro una pauta de continuidad más fuerte que la separación entre las viñetas, éste leerá primero ese conjunto, y después la información fragmentada como secuencia.

El ejemplo (bellísimo), juega con la lectura panorámica asociada al paisaje, y se sostiene gracias al delicado juego de líneas que dibujan la cadena de montañas (donde predomina la horizontal), que ocupa los dos tercios superiores de la composición. La parte que ocupa el primer plano, muestra variaciones de perspectiva, pero situa a los personajes (sujeto de la acción) siempre en el mismo punto respecto al encuadre, logrando que leamos como secuencia el tránsito de los personajes.

El planteamiento narrativo podría resumirse como: "están aquí, frente a esta inmensidad, y hacen esto: avanzan hacia adelante". (Esto, por cierto, jamás podría contarse con esta efectividad si no tuviéramos la secuencia que nos permite distribuir el tiempo)

Lo que me parece verdaderamente genial es cómo acota hacia dónde se dirigen los personajes, cerrando el paisaje en las viñetas 1 y 3 en forma de "U", y cómo con los tonos marrones del grupúsculo de piedras abajo a la izquierda de cada viñeta, cuenta que avanzan.

En resumen, no me parece tán importante el "movimiento de la cámara" y sí cómo la conjunción de los recursos gráficos (la composición, la sutilidad del trazo, la delicadeza en la distribución del color) logra la narración. Pienso que Hergé dejó en seguida de pensar como un cineasta, y sus obras están llenas de este tipo de perlas que constituyen un legado fundamental en la historia del arte.

Mr. Vermut dijo...

"no me parece tán importante el "movimiento de la cámara" y sí cómo la conjunción de los recursos gráficos (la composición, la sutilidad del trazo, la delicadeza en la distribución del color)"

Yo no digo que sea importante o no, digo que creo q "objetivamente" es eso lo que pasa (además de todas las cosas que tan bellamente expresas).

nihil dijo...

Sin duda, señor Vermut. Su observación es de lo más acertado. Mi alusión responde a que muchos de los comentarios que se pueden leer más arriba tratan casi en exclusiva esta cuestión.

señor punch dijo...

nihil, totalmente de acuerdo con que Hergé no piensa en términos cine. Sólo insistir que yo usé lo de la cámara, con todas sus comillas, para hacerme entender más rápido. En estas tres viñetas hay mucho, y desde el post ya digo que mi opinión es que si en un primer vistazo parece pues eso, un simple y muy cinematográfico travelling... cuando nos paramos vemos mucho más :)

Federico dijo...

Discutir sobre Muñoz en un post sobre Tintín es extraño, pero así son las cosas...
Muñoz me parece un narrador extraordinario. Lo que pasa es que si el único modelo posible es la enunciación "transparente" de Tintín, parece un desastre.
En muchas historietas (De El Bar de Joe o de las últimas Alack Sinner) elije de manera sistemática "congelar" un momento de la acción que está un poco antes o un poco después de lo que sería canónico (eso se ve hasta en diálogos, que parecen empezados respecto de lo que se supone es la información que deberíamos recibir).
Dudo mucho que se trate de incapacidad y en cualquier caso el efecto es difícil pero muy interesante.

Anónimo dijo...

El efecto que consigue es el que daría como resultado una cámara que girase en círculo describiendo un arco alrededor de su pivote, que en este caso sería la expedición, por eso las montañas se ven de izquierda a derecha y la zona más cercana (huellas de la caminata) se ven de derecha a izquierda (comienza la imagen con la "cámara" situada a la derecha de las huellas y en la tercera viñeta se ve la misma estela de huellas vista desde el otro lado, desde el izquierdo). En el cine se utiliza para dar impactar al espectador con un espacio claramente amplio. Creo que es exactamente lo que pretendía plasmar el señor Hergé, y bajo mi punto de vista lo consigue.