lunes, junio 25, 2007

EL "PELIGRO" AMARILLO

Por desgracia, el cliché manga=invasión oriental, manga=infantilismo, manga=sexo, manga=violencia y últimamente entre los autores espaloes y viejas glorias manga=costes de edición baratos es algo que va añadiendo piedrecitas al inconsciente masivo de esta sociedad aborregada en la que vivimos.

Nos ha tocado vivir una época en la que prima más un comentario mal dicho por televisión (que si lo dice debe ser verdad) que mil argumentaciones juiciosas porque "tú qué vas a saber".

Hablo de hace unos meses, cuando con un video de un minuto y poco que Telecinco emitió al respecto del Expomanga 2007, se tachaba al manga de "pernicioso", con un comentario final de "cuidado con lo que lee el niño". Posteriormente tuve unas palabras con el autor del reportaje de Telecinco y arguyó ser fan de Miyazaki (recurrente y válido pero no era de lo que estábamos hablando).

Teniendo en cuenta que el cómic japonés tiene un registro para cada tipo de público al que va destindado, publicándose en revistas totalmente diferenciadas. La generalidad violencia o niños, incluso sexo, demuestra una apubullante ignorancia.

Pero en este caso nos centrábamos en la "invasión". El término en sí mismo es despectivo, implica llegada por la fuerza y desbancamiento de algo. El manga cuando llegó, no lo hizo por la fuerza, llegó de golpe, y mal llegado, funcionó mal por el tema del formato y las series escogidas y posteriormente tuvo un renacimiento, pero con el tiempo se ha afincado su parcela de negocio. El manga llegó para cubrir un hueco en las necesidades de los lectores de cómics puesto que, en cifras de ventas Planeta y Panini serán de las que más ventas atesoran en España (una con Marvel hace años y ahora con DC, la otra con Marvel ahora), seguidamente iría Glénat, básicamente con manga y poco detrás Norma Editorial con un catálogo más bien mixto. EL manga lo que ha hecho ha sido conectar con el público jóven, no nos engañemos, lo que más venden son "shonens tipo", pero también ha aportado visiones diferentes e historias multiples, desde el seinen, pasando por el Gekiga, la Nouvelle Manga y su mayor éxito, el Shojo, haciendo que el público femenino español, lejano a la librería especializada desde los cómics para señoritas de los quioscos de hace añísimos, se acercase en masa a las librerías, y posteriormente adquiriese cómics shonen y otras muchas obras más.

Olvidémonos de invasiones y prejuicios absurdos, es tan sólo una manifestación del cómic más.
-----------
Julio Lleonart, en el cuadradito de comentarios.

1 comentario:

vm dijo...

Pues ya hay dos tebeos en la lista de los libros más vendidos de la FNAC, uno de ellos un manga:

http://www.fnac.es/dsp/;jsessionid=gaa_WvFnap2axs?servlet=tree.HomeTreeServlet&Code1=2180074188&Code2=93&tree=3&catID=-1&scType=2