jueves, junio 28, 2007

UNA TONTERÍA CÓSMICA

Cuando el transbordador Columbia se metió la gran hostia que se metió (atensión: explosión a una velocidad de 18 veces la del sonido, caída de más de 40 kilómetros e impacto contra el suelo a unos 800 kilómetros por hora), algo sobrevivió al porrazo cósmico. Leo: "Entre los restos del accidente, dispersados por una amplia área de los estados del sur de Estados Unidos, aparecieron los contenedores de los experimentos biológicos, y cuatro de los recipientes aparecieron casi intactos. Los recipientes contenían un cultivo de gusanos nematodos que desarrollaron una resistencia extraordinaria".Y en fin, una cosa llevó a la otra y...
--------------------
elpablodibuja, hoy mismo, calentito en su blog. Sigue leyendo en el enlace.