martes, noviembre 07, 2006

VIVIR, IMPOSIBLE

Aquí en España tenemos un montón de editoriales, estamos viendo como se publica material recién publicados en otros países llegan en seguida pero es muy difícil que un autor español viva de dibujar en España…

Vivir, imposible. Pero es que no hay suficientes ventas. Además, no es por echar culpas, pero el público español compra básicamente superhéroes. Yo creía que no era tan así, pero hablé con un amigo librero y me dijo que habían vendido últimamente mucho más. Al preguntarle por qué, me dijo “porque han sacado un montón de cosas nuevas norteamericanas”. Los derechos de publicación de una obra extranjera son muy baratos y editar a un autor español no. Creo que España es uno de los pocos países en los que yo me voy a editar algo a otro país y mis editores no es que se alegren, pero, al final les sale más barato editar mi cómic. Al final la gente se va fuera y le acaban publicando indirectamente.
(...) Los editores me dicen que ni ellos mismos saben lo que han sacado los demás, que es una barbaridad. Yo, la verdad, es que me encuentro muy perdido. El problema es que hemos llegado a un punto similar al de Francia, que hay que pelear por las estanterías, pero sin el número de lectores que hay allí. Aquí se publica muy rápido y mucho pero no hay un público para sostener eso. El problema es que eso tiene que explotar por algún lado, hay que cambiar el planteamiento de las editoriales y cuidando cada vez menos las ediciones. En internet, por ejemplo, salen en seguida las quejas.

--
Víctor Santos, entrevistado en Culpable y perdedor.

3 comentarios:

Josep de Haro dijo...

Si hay alguien que conoce al dedillo el mundo editorial en relación a los jóvenes autores españoles, ese es sin ninguna duda mi amigo Víctor.

Ha hecho, si me lo permitís, un acertadisimo análisis de la situación editorial actual, basado en su amplia experiencia en el campo, que la tiene. Parece un absurdo, o una locura desenfrenada la cantidad de novedades y a la velocidad que aparecen estas en el mercado, siendo este aun tan exiguo como es.

La comparación que hace Víctor con el país vecino es también muy acertada, siendo mas que sorprendente la enorme diferencia de mercado, a todos los niveles, industrial, creativo, de distribución y promoción etc. La mentalidad empresarial de este país parece basarse en muchos casos en "pan para hoy, hambre para mañana".

Por ejemplo: La única editorial que ha hecho un verdadero esfuerzo en promoción durante años (Por no decir en toda la historia de nuestro tebeo). ha sido sin lugar a dudas Astiberri, recientemente. Tampoco hay esfuerzos por parte de nuestra industria por la promoción del medio, SU MEDIO, que parece que van sobraos. Hay gente que piensa que las cosas están bien como están, que ellos tan felices con sus cómics, que mientras sigan así habrá un montón de novedades a las que tirar mano.

No hace falta ser adivino para ver venir los tiros en nuestro caso. No solo los autores lo tenemos mal (Bueno, somos los peor parados), lo tiene mal el lector en general, el coleccionista en particular (Que en un futuro a medio plazo verá desaparecer este mercado), los tenderos, el mundo de la cultura y las Bibliotecas, las pequeñas editoriales etc.

No quiero ser catastrofista, pero me parece que empieza a ser necesario mas sentido común, mejor mentalidad empresarial y la aportación de todos en la promoción y evangelización de nuestro medio.

Eso es lo que creo.

PapáCairo dijo...

Una anécdota

En un curso he coincidido con un chaval al que también le mola esto de los tebeos y nos estamos dejando cosas. Él es más en plan X-Men y Espada y Brujería. Ayer le devolví Dientes de Sable dibujado por Texeira ( :-( ) a la vez que le dejaba La Espada de los Inocentes, del propio Victor Santos.

Un tercer amigo los vio y yo rapidamente me disculpé diciendo que el tebeo raro era el del otro amiguete. Éste contratacó con un "el tuyo si que es raro,...es español"

Era un chiste, pero...

kiko dijo...

Josep... te olvidas de la mega promoción que hizo El jueves en publicitar en, carteles publicitarios de carretera, la tele, y el millón de ejemplares del nº 1 de la revista Mister K, Astiberri también ha arriesgado (y me saco el sombrero por eso), pero El jueves ha apostado por autores NACIONALES y eso para mi tiene doble valor.

Un saludo kiko