miércoles, abril 18, 2007

NUNCA TUVO TRASFONDO POLÍTICO

Astérix nunca tuvo trasfondo político. Es un crimen traspasar ideas políticas a los menores.
---------
Albert Uderzo, entrevistado en el Magazine de El Mundo.

8 comentarios:

vm dijo...

¿"Obelix y Compañía" tampoco?

Anónimo dijo...

"Asterix nunca tuvo contenido político".

Este tío es tonto. Se nota que el guionista era Goscinny...y que Uderzo nunca le pilló el chiste (algo evidente también si uno piensa en los asterix de Uderzo en solitario).

vm dijo...

Se hace el tonto.

A ver si no es intencionada esta caricatura:

http://www.asterixweb.it/giscard.htm

John Space dijo...

""Obelix y Compañía" tampoco?"

Y eso que Cayo Coyuntural está basado en Chirac cuando era joven.

monolo dijo...

De todas formas, Uderzo mezcla dos cosas: una, el trasfondo político, que lo había: lo hay en todo; otro, el traspaso de ideas políticas, que, diría yo, no lo había. Por lo menos, no directamente. Dudo, además, que Goscinny, de una moralidad rectilínea en lo que respecta a la infancia y el público lector, estuviera disopuesto a la venta más o menos disimulada de ideologías.

Obelix y Compañía es un chiste sobre la sociedad de consumo, pero no va más allá de esa (feroz, tratándose de un producto infantil/juvenil) crítica social. Esto no es poco, claro, como tampoco lo es "La residencia de los Dioses" o "La Cizaña". Pero... ¿ideas políticas? ¿Qué ideología se promociona en "Obelix y Cia."? ¿El comunismo? Hay una crítica social, pero no una propaganda política. O al menos, yo no se la veo. A no ser que consideremos el chauvinismo como una opción política, claro.

javi dijo...

Yo, en cualquier caso, quiero tener mi mesa de dibujo en un entorno así. :)

Respaldoanatómico Gómez dijo...

Bah, el entorno... ¿y esa silla, que debe ser fatal para las lumbares? Además, para los suelos es mucho más acogedor el parquet... No, no hay que dejarse deslumbrar, Javi....

javi dijo...

Hombre, bien mirado, sí... Trabajo en una silla así, y termino votando a LePen, fijo. :)

Por cierto, de paso, homenaje de los monomaniacos Cox&Forkum a Calvin y Hobbes -se puede ver en la página de ficción basada en hechos reales libertaddigital.com-. Qué raro es todo.

Un saludo.