martes, marzo 25, 2008

EL TIEMPO SE ACABA.

Escribo sobre ello. Lo exorcizo. Me viene bien hacerlo. Hacerse viejo es un cambio bastante duro en la vida, no hay nada comparable. Ni te lo imaginas. Ni a los treinta, ni a los cuarenta, ni a los cincuenta. ¿Y qué es lo que no se te puede pasar por la cabeza? Que el tiempo se acaba, que ya no sabes cuántos años te quedan, si cinco, si seis. Sabes que ya no van a ser más de 20. Has llegado al fondo.

Philip Roth

9 comentarios:

vm dijo...

Vaya que si te lo puedes imaginar a los cuarenta, al menos yo.

Al fin y al cabo, todos somos replicantes, ¿no? Sólo hace falta que alguien te dé un unicornio de papel.

yo mismo dijo...

Queramos admitirlo o no es un tema que, antes o después, nos angustia a todos. Yo estoy en la treintena y es un tema muy recurrente en mis pensamientos. Me gustaría dejarlo para después, como dice Roth que hizo, pero no puedo. Me lleva a veces al absurdo de pensar para qué hacer nada si todo está sentenciado. Supongo que son momentos anímicos que se pasan a veces... Me gustaría aprender a vivir con ello. Supongo que la religiosidad ayuda, pero yo la perdí hace tiempo sin saber muy bien porqué...(joer que catastrofista suena esto,jejeje) Bueno, aunque suene algo dramático, no era mi intención, espero que me entendáis, saludos a todos

pepo dijo...

Es en la treintena precisamente cuando uno suele empezar a pensar seriamente en la muerte, entre otras razones porque tus padres y otros familiares se van haciendo viejos, tú mismo empiezas a notar que te haces mayor y comienzas a dejar de ser joven, etc. Lo que pasa es que, bueno, llegar a los 75(los que tiene Roth) y pensar de verdad en el tema porque lo tienes ya cercano de verdad debe ser una experiencia muy distinta a cualquier otra cosa en la vida. Roth parece obsesionado con el tema vejez, y también con no ofrecer "esperanzas" a sus lectores, pero yo creo que la mejor "esperanza" que puede sacarse de sus palabras es precisamente recordar que tu tiempo, sea el que sea, tiene un final. Y que si hay cosas que quieres hacer en tu vida mejor que las vayas haciendo ya.

yo mismo (again) dijo...

Quizá la treintena sea una época de recolección. Una época en la que empiezas una nueva etapa. Yo personalmente estoy en un momento en el que he llegado a una meta cuyo camino recorrí a partir de los 25. Cuando tienes un fin no te preocupa el destino. Caminar es el destino.Ahora hay que marcarse otros destinos. Los treintañeros creemos que sabemos mucho, ¿verdad?hahaha, pero en realidad sólo sabemos todo lo que nos falta por saber. Imaginad la vida sin la certeza de la muerte, ¿qué sería?¿qué haríamos? El concepto tiempo lo domina todo. Mejor vivir buscando la plenitud, aunque sea jodido.
Nuestros padres envejecen, tenemos (o tendremos) hijos, los chavales nos dicen de usted (los educados, claro), hay indicadores de cambio... El problema es que algunos sufrimos el síndrome de Peter Pan, y eso es el acabóse...

vm dijo...

Ha muerto Rafael Azcona.

PapáCairo dijo...

"Cualquier cosa que esté a tu alcance el hacerla, hazla según tus fuerzas, porque no existirá obra ni razones ni ciencia ni sabiduría en el she'ol a donde te encaminas".

Eclesiastes 9-10

ben day dijo...

Va, voy a contar una del abuelo cebolleta :)

Trabajo de recepcionista. Hace pocas semanas he cambiado de edificio, pero hasta hace poco estaba en una sala de exposiciones. Pues bien, se hacen muchas horas. Da tiempo a leer el periódico, a leer un libro y a leer la biblia en pasta hasta que el culo se te queda pegado a la silla. Un día a última hora, cuando me he leído ya el eclesiastés :D y pinto una cara bien poco amigable se me presenta un visitante con ganas de cháchara, cosa que es común. Yo a este tipo los despacho en tres frases, porque el carácter de uno es lo que tiene, pero este hombre me cae enseguida muy bien y así es que me lo suelta todo: está jubilado, trabajó en el campo hasta los sesenta y, para como tanta gente del campo, aquello era su vida. Pero lo tuvo que dejar. Aceptó un trabajo en la cadena de una fabrica de zapatos de Elche y se machacó seis años más. Al jubilarse tuvo que ir al médico porque no soportaba no trabajar, ni siquiera no hacerlo en la maldita fábrica. El médico le diagnosticó una depresión y le dijo seriamente que no pusiera un pié en su casa más que para dormir y para comer, arreglándoselas para pasar el tiempo COMO FUERA.

Despues de unos meses se encontraba de puta madre. A mí, que ya digo que me cayó especialmente bien, me dijo una cosa: "Tienes treinta y cinco, pero aún no has empezado a vivir lo que está bien... O sea, la gente dice que la juventud es la mejor época de la vida pero por mi se la pueden quedar todos entera; y a partir de la edad que tú tienes es cuando uno sabe lo que sirve para vivir de verdad".

Eso es un tío como dios manda, y estaba tan contento.

santibilbo dijo...

La papiroflexia es la marca negra de nuestro tiempo

Celestino dijo...

Ayer cumplí los 35 -stop- tras leer este post de chiripa en la página del pepo (del que soy bien fan) me siento abrumado ya que pienso en la muerte constantemente desde que era niño -stop- no me esperaba encontrar algo así -stop-ya que he vivido (como todos) siempre cerca de ella aún sin saberlo -stop- he superado en 15 años mi difícil espectativa de vida -stop- a mi edad y dadas mis limitadas capacidades me siento el rey del mundo pero eso no me satisface "porque siento que mi tiempo comienza a acabarse" y esa idea (tal como le pasó a nuestro estimado amigo Dr Gargunza o al tal Philip Roth) se me hace insoportable -stop- yo fui un joven TAN joven -stop- la realidad que conocí de niño empieza a desaparecer y la gente que formó parte de mi vida se va muriendo, mientras que tras tantos años de gente, los personajes que van llegando nuevos a mi película no me convencen y no confío en ellos -stop- todos los días temo que tal como está la sociedad un mal conductor de coches de los que alienta la fórmula 1 para incrementar mediante multas las ganancias del estado me atropelle, que un delincuente legal de los que se dicen gente honrada y mandan sobre mi vida me mate un día mediante una orden estúpida o un accidente laboral o que en uno de mis "despistes urbanos" debido al agotamiento y el estres que vivimos, me caiga un piano encima -stop- me frustra no ser gilipollas y saber que mañana mismo me puedo morir y que toda la vida ha sido así -stop- me frustra que a mi edad, el producto que fui educado, manipulado, engañado y "diseñado" para SER no sea suficiente para alargar mi tiempo de vida, pero si suficiente para consumir -stop- no encuentro consuelo en el combate diario pese a que cada día que pasa soy más feliz y llega una meta nueva y obtengo más poder del que me había propuesto sobre el resto de los robots -stop- ¿qué puedo hacer a parte de lo que mejor sé hacer y de escuchar ejemplos de maravillosa y cruel gente del campo Doctor Cataplasma? .....eeeh perdón, Ben day?.....-stop-

PD:
odio la papirofléxia.....