lunes, diciembre 29, 2008

MI PERCEPCIÓN DEL TIEMPO.

-Claro. Será aquí donde discutiremos el destino de la Tierra.

-Jon, por favor, el solo hecho de estar aquí me trae problemas, ¿sabes?
No puedo jugar a predestinaciones ahora.

-¿Por qué te molesta tanto mi percepción del tiempo?
(...) Aquí mantendremos nuestra conversación.
Comienza cuando me sorprendes con la noticia de que tú y Dreiberg os habéis acostado.

-¿S-sabes lo mío con Dan?

-No. Aún no. Pero en unos momentos me lo contarás.

-¡AAAGH! Jon, qué intentas hacerme? Cuando te pones así no puedo hablarte, discutamos sólo lo que importa.
(...) Escucha, Jon, vale. Jugaremos a tu manera... pero tendrás que ayudarme a comprender. Yo no conozco el futuro...

-No hay futuro. No hay pasado. ¿Comprendes? El tiempo es simultáneo. Una joya que los humanos insisten en observar por una sola cara cada vez, cuando el diseño completo es visible en cada faceta.


-----

(Diálogos del capítulo IX de WATCHMEN entre el Dr. Manhattan y Laurie; la viñeta es del capítulo IV. Guión de Alan Moore, dibujos de Dave Gibbons, 1986-1987)

-----


No es posible hacerse una idea de la belleza e intensidad del sentimiento que experimentaba durante las visiones. Fueron lo más inmenso que he experimentado en mi vida. (...) Se recela de la expresión "eterno", pero yo sólo puedo describir el vivir como beatitud de un estado no temporal, en el cual presente, pasado y futuro son una misma cosa. Todo cuanto sucede en el tiempo estaba allí compendiado en una totalidad objetiva. Ya nada se encontraba separado en el tiempo ni podía medirse mediante normas temporales. El vivir podría definirse en última instancia como un estado, como un estado de ánimo, que, sin embargo, no puede imaginarse. ¿Cómo puedo imaginarme que existo a la vez anteayer, hoy y pasado mañana? Entonces algo no habría comenzado todavía, otra cosa sería de la más diáfana actualidad y nuevamente algo ya estaría terminado, y sin embargo, todo sería la misma cosa. Lo único que la percepción podría captar sería una suma, una irisada totalidad en la que estaría incluida tanto la esperanza de lo que comienza, como la sorpresa acerca de lo ya sucedido y la satisfacción o desilusión sobre el resultado de lo sucedido. Un todo indescriptible en el que se está inmerso; y, sin embargo, se percibe con objetividad completa.

(...) El mundo tridimensional en el tiempo y en el espacio me parece como un sistema de coordenadas: se separa en ordenadas y abscisas lo que "allí", en la intemporalidad e inespacialidad, puede mostrarse quizás como una prefiguración con muchas facetas, quizás como una difusa nube de conocimientos acerca de un arquetipo.


--Carl Jung, RECUERDOS, SUEÑOS, PENSAMIENTOS (1961)

------

DIOSES, HÉROES, MITOS (I)
DIOSES, MITOS (II)

1 comentario:

Urbs dijo...

Ya lo decía Albert Einstein: "Pasado, presente y futuro son sólo ilusiones, aunque sean ilusiones pertinaces"