martes, noviembre 04, 2008

ENTONCES, ESTO DEL CÓMIC, ¿DA PARA VIVIR?

Pues no es lo usual, a excepción de casos como el Hergé con su Tintín, el de Hugo Pratt con su Corto Maltés, etc,… o ahora con todos esos japoneses que se dedican al manga, pero a ellos les ocurre al revés, ganan pasta pero no les queda tiempo para vivir la vida, todo el día atados a la mesa de dibujo,… Como no viven les queda poco que contar de la vida real, por eso se inventan todas esa histórias de bolas con poderes y otras alucinaciones por el estilo.

¿Algún consejo sabio para todo aquel que ha querido iniciarse en esto de la publicación de comics pero nunca se ha atrevido?
Un consejo sabio no te lo puedo dar por propia limitación, sólo tienes que ver como me ha ido, toda una vida de ahorro y aún no tengo ni para la entrada del Lotus deportivo que me tiene loco; pero si que te puedo dar mi opinión a secas: Yo mismo soy una muestra de que cualquiera que no haya hecho nada importante en la vida, importante como salvar el mundo, o inventado una supervacuna, o… etc., puede también contar sus cosas. O sea, cualquier gilipollas puede contar sus cosas. Yo por ejemplo intento contar mis gilipolladas en serio (y las gilipolladas de los que me rodean) y las cuento en serio, pero la gente se ríe, aunque no sea esta mi intención.
Y referente a lo que me has preguntado de atreverse y tal… El cómic es para chicos dispuestos a ir a por todas, nada de cuatro mariconadas de viñetas para que su mamaita pueda enseñarlas, con orgullo, en las reuniones familiares. El cómic es una forma de vida, una forma de creer, de revelarse, de ir a contracorriente, de comunicarse. Si no te atreves, pues no lo hagas, el cómic es solo para los que se atreven, y estén dispuesto incluso a pasar hambre…, je, je…

-------
Ramón Boldú, entrevistado en Compañía perfecta. Boldú presentará su nueva obra, EL ARTE DE CRIAR MALVAS, el próximo viernes en la Fnac Triangle de Barcelona, a las 19:00 horas.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Joder, vaya un capullo que es este Boldú... Lo de los dibujantes de manga es de las chorradas más tontas que he leído ultimamente. No tiene gracia ni como broma sosa...
Y eso de que lo que cuenta sus àridas en serio y es la gente la que luego "inexplicablemente" se lo toma a risa... queda muy a lo Kafka (de hecho se decía lo contrario, que se partía el culo leyéndole a sus colegas partes de El proceso, etc...) pero, en su caso, no hay quien se lo trague...
Qué malo es el tío...

Alfred Holanda

Anónimo dijo...

Perdón por los errores. Quería decir: (...) y eso de que cuenta sus paridas en serio (...)

Alfred Holanda

pepo dijo...

Estaría bien firmar este tipo de comentarios. Lo mismo digo por el anónimo en el cuadradito de Los mendrugos...

Anónimo dijo...

Al igual ha sido el propio Boldú, por echarse unas risas...(no creo, pero bueno).

Bueno, a lo que iba: señores, no sé cómo es este tercer volumen autobiográfico del Boldú. Pero sí sé una cosa, los 2 anteriores...consíganlos como sea!! Maten al tío de al lado si se ha hecho con el último ejemplar de la librería. No se queden sin ellos. Arrepiéntanse ahora ya de no ir a buscarlos esta misma tarde.
Son descojonantes.

En serio, no se queden sin ellos si aún quedaran algunos ejemplares por ahí.

Papá Kurdy

Anónimo dijo...

Pues lo que es yo, estoy de acuerdo con Boldú...

Esta profesión se lleva tanto tiempo, que el que vaya a por la página espectacular no pisa la calle, y el que pisa la calle, y quiere hablar de ello, sintetiza su estilo al máximo para no atarse al tablero. Hay que estar en este curro para darse cuenta, pero es así. De ahí que la gran mayoría de las historietas de 'forma' realista sean unas inmensas fantasias escapistas (o pajeras, con perdón).

Con los comentarios lo que sucede es que desde hace unos dias o entras como miembro de Blogger o no te deja más que como anónimo (y por eso ahora todos firmamos abajo).

(javi)

Anónimo dijo...

(y los otros tomos de su autobiografía eran muy divertidos, caray. Yo cada vez que veo a ese ser llamado Julian Lago me da la risilla floja...)

(javi)

pepo dijo...

No me refería a firmar abajo, que ya lo ha hecho Alfred, sé que es cosa del blogger. Me refiero a firmar con nombre verdadero y reconocible cuando se trata de ese tipo de comentarios.

Anónimo dijo...

Es mi nombre verdadero. Lo juro. Parece de broma, pero es en serio... Como las historietas de Boldú.

No me refería a la profesión -que estoy absolutamente de acuerdo con sus comentarios- sino a sus tebeos. Es que lo de autovilipendiarse como concepto ya me cansa... No puedo hacer nada (y mira que Crumb me gusta...) Pero es que no me lo creo a este tío...

Alfred Holanda