martes, noviembre 25, 2008

¡CÓMO CAMBIABA DE UN SITIO A OTRO!

Sí, es que yo cruzaba un pasillo y podía observar cómo se trataba la noticia aquí, y cómo lo hacían corresponsales extranjeros de distintos países. ¡Cómo cambiaba de un sitio a otro! Evidentemente, lo sabes. Pero una cosa es saberlo, y otra verlo. Y verlo de una manera tan radical, y tan opuesta. Yo le pasé a Sergi telediarios grabados, de la época, y de verdad que valdría la pena que la gente hiciera un ejercicio de memoria, se fuera a las hemerotecas, y cogiese telediarios, y demás, porque de verdad que no parece el mismo país. Cuando se lo mandé a Sergi, junto al resto de material de documentación, para que comenzara a dibujar, me llamó por el tema de los telediarios. Es que es increíble, además del mismo día, a la misma hora, saltando de cadena, y grabando. Éste es un tema de los importantes, cómo cambió la línea en prensa en algunos sitios, todo lo que implicó. Y la diferencia, que yo creo que es importantísima, de quién hace la noticia y quién decide la línea editorial, que es algo que se sabe, pero de lo que muchas veces no se habla. Aquí en Galicia pasó por primera vez: los periodistas que estaban a pié de calle, no estaban de acuerdo con la información que después se publicaba, y sin embargo, tenían que enfrentarse a las iras de la gente, que también entendía y traducía, que ellos eran el vehículo que transmitía el mensaje. Es un poco lo que comentábamos antes, cuando te acercas al mostrador de una línea aérea, a quejarte al chico a la chica que atiende, que en realidad…

…es quien menos culpa tiene.

Exacto, en realidad es la que menos culpa tiene, pero bueno, tú tampoco tienes a quién ir.

---
Carlos Portela, entrevistado en Zona Negativa